Las y los artesanos de San Telmo continúan resistiendo

Luego de la brutal represión del domingo pasado, las y los artesanos de la feria de San Telmo siguen exigiendo la legalización de sus puestos de trabajo y el cese de las hostilidades del gobierno y la Policía de la Ciudad. El conflicto se expande y la Feria de las Artes de Defensa también peligra.

Por Ignacio Marchini@profneurus | Fotos de Artesanos Unidos de la calle Defensa y Artistas en Defensa

Luego de los hechos del domingo pasado, cuando la Policía de la Ciudad reprimió a feriantes, turistas y a cualquiera que tuviera la mala suerte de encontrarse en el barrio porteño de San Telmo a esa hora de la tarde, los y las artesanas organizadas en Artesanos Unidos de la calle Defensa continúan presionando para que la jueza Tesone, a cargo del  Juzgado Nº1 en lo Contencioso, Administrativo y Tributario, de lugar a los amparos y se legalicen los puestos sobre las cuadras que ocuparon durante 12 años, en la calle Defensa. El Gobierno de la Ciudad tenía que dar una respuesta integral el día viernes a los dos amparos presentados por los y las artesanas de San Telmo pero pidió una prórroga y tiene hasta el lunes para dar una solución superadora.

Durante la represión del domingo pasado, 18 personas fueron detenidas. Ahora pesa sobre ellas las imputaciones de atentado contra la autoridad, resistencia y lesiones. La causa se encuentra en mano de la fiscal Celsa Ramírez. Desde Artesanos Unidos de la calle Defensa aseguran que Ramírez es quien dispuso las detenciones del domingo y los operativos de las manifestaciones previas y que “se agarró de una causa y un operativo viejo para disponer las detenciones”, ya que hoy en día San Telmo no se encuentra más dentro de su jurisdicción.

Defensa y Justicia

Las y los artesanos de San Telmo están presionando por todas las vías legales. Por un lado, el jueves por la mañana se acercaron a la legislatura porteña para pedirles a los y las legisladoras que firmen un Hábeas corpus Colectivo Preventivo que garantice su integridad física. Dentro del recinto también se trató un proyecto para repudiar el accionar de la policía durante el pasado domingo y fue respaldado por el FIT, Unidad Ciudadana, Autodeterminación y Libertad, el bloque Peronista y el Partido Socialista. El oficialismo, que tiene mayoría en la Legislatura, votó en contra y el proyecto no prosperó aunque sí se aprobó un pedido de informes sobre el accionar de la Policía de la Ciudad. Por su parte, el legislador porteño de Vamos Juntos, Claudio Romero, respaldó el accionar policial y atribuyó los sucesos del domingo a la “cultura de la violencia de unos pocos artesanos”. En ese sentido se expresó también el Vicejefe de Gobierno Porteño y actual Ministro de Seguridad de la Ciudad, Diego Santili, quien aseguró en un programa de radio que unos “20 artesanos con cuchillos atacaron a los puesteros de la calle Chile”. Marcha estuvo presente el domingo y no sólo no se vio ningún tipo de armamento, sino que la totalidad de la protesta fue en paz. Además hay un enorme registro fotográfico y audiovisual de la represión del domingo y no hay ninguna evidencia que sustente los dichos del Ministro, lo cual vuelve muy grave la acusación, tratándose del principal responsable político del operativo junto con el Jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta.

Artesanos y artesanas de San Telmo en la Legislatura porteña, exigiendo el fin del hostigamiento policial

Los y las artesanas de la calle Defensa están a la expectativa de lo que suceda con los amparos presentados. Desde Ferias y Mercados dicen que esas cuadras no se encuentran contempladas dentro de la Ley de Ferias n° 4121, sancionada el 7 de diciembre de 2011. En el artículo 2 se establece el emplazamiento de varias ferias de la Ciudad, entre ellas la de la calle Defensa. En el texto se puede apreciar que las cuadras comprendidas entre el 100 y el 150 y entre el 200 y el 600 inclusive de la calle Defensa se encuentran legalizadas para la venta de manualidades. ¿Qué pasa con ese hueco de Defensa entre el 150 y el 200?

El conflicto se expande

Luciana, una de las artesanas que no puede trabajar hace más de dos meses, contó en diálogo con Marcha, que “el gobierno pretende ponernos en Defensa del 0 al 600. Hasta agosto estaban completas esas cuadras. Ahora hay 70 lugares”. ¿De dónde salieron?

Ana es fotógrafa y fue una de las primeras en llegar a la Feria de las Artes II que se estableció en el barrio de San Telmo en el año 2003. Ubicada en un primer momento en la plazoleta San Francisco, en la esquina de Defensa y Alsina, hace cerca de 10 años que la Feria de las Artes II se mudó a la calle Defensa entre el 150 y el 200, justamente el espacio que la Ley de Ferias deja por fuera de la normativa. “Cerca de 40 artistas trabajamos ahí desde hace 16 años: pintores, escultores, grabadores, fotógrafos, dibujantes, un montón de ramas artísticas. Ahí vendíamos nuestras obras. Hay extranjeros, argentinos de todas partes del país. Tenemos gente premiada, una compañera expuso en Londres hace poco, otra ganó un premio nacional de pintura y otro compañero un premio nacional de grabado. Es una feria artística de muy buen nivel”, explicó a Marcha la fotógrafa.

“Nosotros no dependemos de Ferias y Mercados sino del Museo de la Ciudad, que está ubicado ahí en Defensa al 200. Este a su vez depende del Ministerio de Cultura”, desarrolló Ana, integrante del recientemente conformado grupo de Artistas en Defensa que, al igual que los y las artesanas, fueron expulsadas de sus históricos lugares de trabajo. “En la Ley de Ferias hay un hueco. Legaliza los puestos de ferias del 0 al 150 y del 200 al 600. Ese espacio en el medio es el nuestro, figura como vacío, no como si estuviera la Feria de Arte. Ese era el paso siguiente que debía tramitar el Museo de la Ciudad y nunca lo hizo”, desarrolló la fotógrafa.

Hoy, Ferias y Mercados se quiere quedar con esos metros para reubicar a algunas de las personas que están involucradas en el conflicto de la calle Defensa entre el 700 y el 1000. Ricardo Pinal Villanueva, actual Director del Museo, nunca logró la legalización de la Feria de las Artes II. “El 10 de febrero fue la última vez que pudimos armar todos los puestos. Se hizo una asamblea donde nuestro delegado de ese momento nos avisó que teníamos que trasladarnos y unificarnos con la Feria de las Artes I, que es la que está en Humberto Primo y Bolívar. Nos dijeron que había muchas presiones y que probablemente nos trasladen. Al otro día, el lunes 11, nos dicen que nos mudan, sin posibilidad de réplica. No nos dicen nada tampoco, todo lo que fuimos averiguando fue por otros lados”, contó la artista. Los próximos dos domingos solo algunos puestos se animaron a armar pero ante las amenazas de que les decomisen la mercadería, el domingo 24 de febrero fue la última vez que trabajaron ahí. “Desde el domingo 3 de marzo estamos visibilizando el conflicto, haciendo carteles, intervenciones, juntando firmas. Los artesanos del 700 vinieron a dar su apoyo porque es general el hostigamiento y el acoso de los funcionarios del Gobierno”, contó Ana.

Carteles que reclaman el lugar que hace no mucho le pertenecía a los y las artistas de San Telmo

Desde Artistas en Defensa contaron que del Museo de la Ciudad les dijeron que tienen muchas presiones desde Ferias y Mercados y que no pueden sostener más esa feria. A medida que pasa el tiempo, el Gobierno de la Ciudad trata de arreglar el conflicto ubicando a unos trabajadores sobre los puestos de otros, lo que está generando que el conflicto se expanda y que cada vez más gente se quede sin la posibilidad de trabajar ya que nadie acepta sacarle el puesto de trabajo a otro compañero o compañera. “Estamos hace mucho tiempo, tenemos derecho de preexistencia y es un ataque a la cultura y la identidad del barrio. Menos de la mitad de mis compañeros se fueron a la Feria I porque tenían miedo de quedarse sin trabajo. Y de cualquier manera, esa feria tampoco está legalizada, por lo que el día de mañana puede volver a pasar lo mismo”, concluyó la fotógrafa.

Paredón y después

En dialogo con Marcha, Luciana, una de las artesanas que hace más de 10 años trabaja en la Feria de Artesanos de San Telmo, expresó su enorme malestar por lo que está pasando. “Estamos muy preocupados por lo que pueda pasar porque ya es la segunda vez que la Policía de la Ciudad nos reprime. Siempre fuimos pacíficos y tratamos de intervenir mediante el arte”.

Los y las artesanas sacaron un comunicado convocando a mañana domingo 17 de marzo a una jornada de apoyo pacífica a su reclamo de 13 a 16 horas en Defensa e Independencia. Abogados y abogadas populares, la Garganta Poderosa, la CORREPI y organismos de Derechos Humanos se sumaron a la convocatoria y dictarán una clase abierta sobre el derecho al trabajo y la protesta.  En ese mismo comunicado, Artesanos Unidos de la calle Defensa expresaron su “repudio a la feroz represión sufrida el pasado domingo” y exigieron “el sobreseimiento de lxs detenidxs y la resolución inmediata del conflicto. Pedimos que el Gobierno de la Ciudad garantice la regularización de todxs lxs trabajadorxs que históricamente trabajan en la calle Defensa”.