De cara al Encuentro Nacional de Niñez: construir ideas colectivamente

Por Redacción Marcha

El sábado 5 de septiembre se realizará en la Sede de Ate Nacional un pre-encuentro para educadores/as populares y trabajadores/as de niñez frente al Encuentro Nacional de Niñez que se realizará en noviembre.

Un espacio de encuentro e intercambio entre las organizaciones que trabajan la niñez desde una perspectiva político-pedagógica común; es decir, desde quienes entienden a los pibes y pibas como sujetos políticos y por lo tanto transformadores: esa es la propuesta del Espacio Niñez y Territorio en la realización de un Encuentro Nacional de Niñez para noviembre. Un Encuentro que tendrá dos objetivos: por un lado, lograr una instancia de reconocimiento entre quienes se encuentran realizando las prácticas cotidianas desde sus territorios junto a los pibes y pibas, como así también de propiciar nuevas formas de articulación y organización colectiva de cara al actual contexto político.

Para que el encuentro sea construido de forma genuina, el Espacio Niñez y Territorio se propone una instancia previa de formación e intercambio de experiencias de educadores/as populares y trabajadores/as de la niñez. Al compartir allí las prácticas cotidianas y colectivas que las y los encuentran, se irán delimitando los ejes que se creen centrales para lo que debería ser un Encuentro de Niñez. En ese marco, se convocan para el próximo sábado 5 de septiembre en el Auditorio Eva Perón de Ate Nacional desde las 9 de la mañana para poner en ejercicio una jornada de discusión y construcción de la mirada sobre la realidad de los pibes y las pibas que atraviesan a las organizaciones y trabajadores/as en su cotidiano. El encuentro contará con propuestas de trabajo en comisiones en grupos e instancias de plenaria para poner ideas en común.

Con una historia que cuenta con más de dos años de trabajo conjunto –durante los que realizaron formaciones para educadores y para jóvenes, organizaron la Caravana por el NO a la baja de la edad de imputabilidad, participaron de la Marcha por Ni Una Menos, y de las jornadas culturales para niños, niñas y jóvenes por el asesinato de Maximiliano Kosteki y Darío Santillán–, Niñez y Territorio se convenció de la necesidad de realizar un espacio que permita encontrarse con muchas más organizaciones y trabajadores. Desde el documento de convocatoria e invitación se explica: “Creemos que nuestras necesidades no son sólo nuestras. Hay cientos de organizaciones que día a día construyen en sus territorios una niñez más digna. La dispersión y la fragmentación fueron y son producto de la estrategia neoliberal que todavía nos atraviesa por eso apostamos, en noviembre, a gestar un primer espacio de encuentro entre los pibes y las pibas y los laburantes de la niñez, de las organizaciones y organismos que construyen en cada territorio”.

De esta forma, las organizaciones nucleadas en el Encuentro ampliaron la convocatoria a todas aquellas personas que se sientan interpeladas en sus prácticas por esta propuesta. Entienden que si bien la tarea del día a día llevada a cabo en los centros barriales exige mucha atención de sus integrantes –por lo que cuesta propiciar instancias más amplias–, también afirman que se encuentran ante un contexto que requiere del esfuerzo de la articulación. Las problemáticas que atraviesan las barriadas populares, y en especial a los pibes y pibas que viven en ellas, dan cuenta de una configuración general de los territorios.

En ese sentido, las organizaciones populares son quienes mejor conocen los territorios donde trabajan y militan cotidianamente, porque no necesitan que les cuente cómo son los barrios, ni cuáles son las cosas que faltan. Son claros en ese sentido, y en un año electoral no esconden su voz: “Mientras 2015 está plagado de campañas y discursos, los candidatos del poder no hablan de la niñez. Será porque los dos candidatos con mayor posibilidad de ganar en las elecciones de octubre son los responsables de políticas precarias para las pibas y los pibes en sus distritos. Y porque son los que desconocen y ahogan a las organizaciones sociales autónomas de sus gestiones; los que proponen leyes de mano dura para ganar votos ya su vez criminalizan la niñez”, denuncia el documento de convocatoria.

En diálogo con Marcha, Omar Giuliani, de la organización Ruca Hueney, enfatizó la necesidad de pensar en acciones y políticas conjuntas. En ese sentido, aclaró: “Nos encontramos, en primer lugar, por la necesidad de ir juntando los pedacitos dispersos de tanta gente que construye política pública para nuestros pibes y pibas, entendiendo que no nos une el espanto, sino el enamoramiento y la certeza de lo que construimos cotidianamente. En esta línea, estamos convencidos de que para universalizar realmente la vida digna para nuestros pibes y pibas es necesario encontrarnos”. Hueney afirmó que esta propuesta se debe a que “la única posibilidad de construir ese país que soñamos es organizándonos con otros/as. En ese sentido, Niñez y Territorio hoy es el espacio posible que alberga esas distintas experiencias, sueños y abrazos para la vida digna”.

Por su parte, Clarisa Gambera, Trabajadora de Niñez de la Ciudad de Buenos Aires, consideró que este Encuentro pretende ser “un espacio donde todas las voces tengan valor y donde, a su vez, la potencia política esté en el encuentro. Un encuentro que nos permita trascender en nuestras prácticas cotidianas, tanto en los aspectos que están buenos y lo que hacemos al compartirlos, como así también aquello que encontramos como límite”. Y la perspectiva de trabajar en conjunto volvió a ser el eje central: “Por eso ponemos el acento en la fuerza que tenemos que construir, porque eso nos va a permitir superar las diferencias, los personalismos, la soledad; es decir, la fragmentación misma a la que nos lleva la tarea cotidiana”, concluyó Gambera.