Hugo Yasky: “La reunificación de la CTA ya no tiene retorno”

Por Ana Schimelman*

Hugo Yasky, secretario general de la CTA de los Trabajadores, habló acerca de la próxima medida de lucha luego del acuerdo entre la CGT y el gobierno, en una entrevista en el programa radial La Revancha, por FM La Tribu.

Luego de la reunión entre la CGT, el gobierno y los empresarios, donde se negoció un bono no obligatorio para las y los trabajadores de 2 mil pesos, la central sindical canceló la opción de un paro nacional. En contraposición, las CTA impulsan una jornada nacional de protesta para el 4/11.

-¿Con qué características y reclamos están impulsando esta jornada nacional de lucha para el 4/11?

-El reclamo tiene que ver con el pedido de la apertura de paritarias. Para nosotros es una pérdida salarial que oscila, según el gremio, entre los 9000 y 14000 pesos, que desde ya no se puede resolver por un bono de única vez de 2000 pesos. Menos si el sector público en las provincias ya dijo que no va a pagar, como tampoco lo harán varios grupos empresarios.  El bono entonces termina siendo un acuerdo basado en la voluntad que tengan de pagarlo o no los que aparentemente estarían involucrados, y digo aparentemente porque a medida que pasan los días, cada vez son menos los que pagan. Por el otro lado, no se incorporó en la discusión, ni hay ningún compromiso, en relación a los despidos. En diciembre, en el sector público van a vencer contratos de decenas de miles de trabajadores, que hoy están en total incertidumbre en relación a su futuro laboral. En el sector privado también se siguen produciendo despidos, cae la actividad industrial, y las pequeñas empresas han quedado en falta por el tarifazo. Estos son para nosotros los temas centrales: garantizar la continuidad del empleo tanto en el sector público como en el privado, re apertura de paritarias y rechazo a la pretensión que ha incorporado el Ministro de Trabajo de que en la próxima discusión de paritarias no se pueda resarcir a los trabajadores de la feria salarial que haya habido ese año.

-En este contexto con estas características, ¿por qué no recurren a un paro activo?

-Nosotros hasta ahora no hemos recurrido al paro activo, hemos hecho una masiva marcha federal donde ha habido un cese de actividades para concurrir a la marcha, que es lo mismo que va a suceder el 4/11. Creo que para hacer un paro nacional, que sea contundente y no deje lugar a dudas respecto de lo que piensa la mayoría de los trabajadores del país, hace falta el conjunto de todas las centrales, por supuesto de la CGT. Un paro partido, un paro del 50%, le serviría al gobierno de Macri y a los grandes medios de comunicación, que nos están blindando permanentemente, para mostrar un escenario en el que una parte de los trabajadores acompaña el plan de ajuste.

-¿Y por qué la CGT no se está lanzando a coordinar una medida de fuerza, un paro general con las otras centrales?

-No es que la CGT solamente no se está lanzando a coordinar nada, sino que de alguna manera se está lanzando a aceptar las imposiciones de la agenda oficial, la agenda del gobierno. Creo que en ese sentido, el triunvirato inició mal su gestión, y ha sido concesivo en su extremo con las posiciones del gobierno. El documento que la misma CGT había aprobado que se titulaba “De mal en peor”,  y que hacia una descripción descarnada de los efectos nocivos del ajuste sobre los trabajadores, la caída del empleo y el poder adquisitivo, pareciera haberse evaporado en el aire cuando se fueron a reunir con el gobierno.

-Teniendo en cuenta que Pablo Moyano no se presentó en el anuncio de esta convocatoria, pero que también de la corriente federal vienen diciendo que van a dar la discusión dentro de la CGT, ¿creés posible que se sumen gremios de la CGT a esta medida que impulsan las dos CTA?

-No sé si para el 4/11, pero sí a futuro hay muchos gremios de la CGT, la corriente federal,  incluso muchas regionales, que se van a plantear seriamente la confrontación con el ajuste. Esto es una cuestión de sobrevivencia en los trabajadores: no tengo duda de que en ese sentido, los que plantean el acuerdo permanente con la política de ajuste con el gobierno, van a quedar en minoría

-¿Cuál sería la estrategia para que queden en minoría estos sectores, y arrastrar a un paro general a la CGT? ¿Cómo pueden dar esa disputa?

-Yo creo que hoy se impone más desde el terreno de la acción, creo más en el poder revulsivo, y en la capacidad que tiene un paro como el de la CGT de Córdoba, para sentar una posición muy fuerte frente al gobierno y frente a los sectores dialoguistas, que quieren seguir en la luna de miel con el gobierno. Creo más en eso que en los documentos internos.

-¿Qué posibilidades concretas hay de que se avance en la tan proclamada reunificación de la CTA, teniendo en cuenta las disputas internas con el sector de Micheli, que todavía se sienten con fuerza en las medidas de lucha?

-Yo creo que la reunificación de la CTA ya no tiene retorno. Creo que el camino de la unidad ya está trazado, ya está en marcha. La unidad en la acción es muy fuerte: uno no puede ir a ningún lugar de trabajo donde pueda explicar, sostener la división. Creo que la inmensa mayoría de los trabajadores de los gremios de la CTA y de los movimientos  sociales quieren la reunificación. Tardará un poco más, pero el camino en la unidad en la lucha nos lleva directo a ello

-Dentro a estas medidas también se sumaron movimientos sociales. ¿Por qué creés que se está dando esta vinculación entre estos y el movimiento obrero?

-Porque creo que el ajuste nos vuelve a poner en la misma picadora de carne, a los que tienen trabajo formal, a los que tienen convenio, a los informales y a los que no tienen trabajo. Cuando el desempleo amaina y hay paritarias libres, de alguna manera, para los trabajadores informales resulta más difícil la unidad en acción, porque hay como una especie de mirarse el ombligo de los sectores sindicalizados, sobre todo a nivel de las conducciones. Pero cuando el ajuste nos pone a todos contra la pared, la necesidad de la unidad es más fuerte, y aparece una mirada menos cerrada y corporativa que la que se termina imponiendo como lógica común, y eso nos ayuda a todos.

*Audio Completo