La denuncia popular: no descartan que Diana Colman sea víctima de trata

Por Maru Correa/ Foto por En La Vuelta

Diana Estefanía Colman sigue desaparecida. El 3 de junio último, todo el país gritó “Ni una menos”, pero el 19 a una más fue como si se la hubiera tragado la tierra. Sin embargo, la continua presión popular logró la semana pasada que la Fiscalía peronense le entregue a la familia y al abogado una copia del expediente, que se contemple la hipótesis de una red de trata y que el secretario de Seguridad municipal, Andrés Torres, dé su palabra de llegar hasta el gobernador bonaerense y candidato a presidente de la Nación, Daniel Scioli, para profundizar la investigación.

 

El martes 4 de agosto por la mañana, la familia de Diana, integrantes de la Campaña Nacional contra las Violencias hacia las Mujeres y diferentes organizaciones de género, sociales, políticas y gremiales volvieron a manifestarse en la intersección de la Ruta 210 y la avenida 29, donde la chica habría sido vista por última vez.

Desde allí marcharon hasta las puertas del Municipio para exigir a las autoridades que se comprometan con la difusión de la búsqueda y promuevan la celeridad en la averiguación del paradero. Funcionarios de tercera línea les comunicaron que más tarde las y los atenderían Torres y la intendenta local, Carina Biroulet.

Para no perder ni un minuto, todos los y las presentes se dirigieron hasta la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 2, que está a cargo de la doctora Cristina La Rocca, para continuar con el reclamo. Un policía bonaerense le advirtió a Isabel, la madre de Diana Colman, que no pasaría, mientras un grupo de efectivos la rodeaba.

Si bien en esa dependencia les comunicaron que La Rocca había pasado parte de enferma, su secretaria accedió por fin a entregarle a Isabel y al abogado que patrocina a la familia, Sebastián Maidana, la copia del expediente que días antes les habían negado.

Según integrantes de la Campaña contra las Violencias, las autoridades intentan todo el tiempo reforzar la hipótesis de un femicidio y señalan a una ex pareja de la chica. Pero de acuerdo a lo que se declara en el expediente, ahora tampoco pueden descartar la posibilidad de que Diana haya sido secuestrada y forme parte de una red de trata de personas.

En este sentido, se podría creer que esa actitud es “positiva”, ya que de alguna manera los funcionarios provinciales, municipales y judiciales estarían admitiendo cierta responsabilidad en la causa y la obligación de actuar ya mismo -o de haberlo hecho hace 52 días, cuando la familia radicó la denuncia-.

Luego de realizar este “trámite”, quienes manifestaban volvieron al edificio municipal, donde no fueron recibidas/os por Biroulet, pero sí por Torres, quien prometió difundir la foto de Diana a través de los medios de comunicación y solicitarle a Scioli que interceda en la búsqueda. Todavía no hay novedades al respecto.

Por otra parte, cabe recordar que pocos días después de la desaparición de Diana, el gobernador y los secretarios de Seguridad de la Nación, Sergio Berni, y de la provincia de Buenos Aires, Alejandro Granados, inauguraban en el distrito la nueva Policía Local. Ese mismo día, un policía pasó por donde la familia realizaba una nueva protesta y amenazó a una de las mujeres presentes: “¿Vos querés desaparecer como tu amiga?”, le había advertido. Sobre este hecho gravísimo, tampoco hay novedades todavía.

Por ahora, la esperanza sigue siendo la lucha incansable de la familia y de la organización popular. De las personas insistentes, comprometidas, perseverantes, conscientes de la indiferencia institucional y totalmente ajenas a la hipocresía de colgarse del cuello un cartel de #NiUnaMenos.

 

Para aportar datos sobre el paradero de Diana Estefanía Colman, se puede llamar a los teléfonos (011) 15 5728-3427, (011) 15 2287-8579, (02224) 47-4090 (011) 4815-8550 o directamente al 911.

diana2

 

Notas relacionadas:

Diana Colman: la policía amenaza y el municipio no ve, no oye, no escucha

Buscan a Diana Colman ¿No habíamos dicho “Ni una menos”?