No me des sanciones sin razón

No me des sanciones sin razón

Nueve estudiantes del Nacional Buenos Aires recibieron sanciones por haber participado de la toma del colegio que sucedió tres semanas atrás. La situación es incierta, ya que si bien fueron notificados por el rector aun no se conoce cuál es el tipo de sanción que se les aplicará.

En medio del debate sobre las formas de protesta que toman los estudiantes en los colegios, el ministro de Educación, Alberto Sileoni, dijo hace unas semanas que creía correcto que los alumnos se expresaran cuando existen injusticias y que “cuando se agotan las instancias de diálogo” no está mal que se “tomen los colegios”. Estas declaraciones las enmarcó en un triunfo de la educación y la democracia y generaron un intenso debate en la opinión pública. Sin embargo, para las autoridades del Colegio Nacional Buenos Aires (CNBA)  la toma que se realizó hace tres semanas fue “injustificada” por lo que, la semana que viene están citados nueve estudiantes a una reunión de carácter privado para evaluar la sanción que van a recibir. La polémica además se da porque sólo podrán participar de ella las autoridades del colegio y los citados. Ignorando los pedidos de los padres y estudiantes para que puedan participar de la misma estos últimos y también la Mesa Directiva del centro de estudiantes. 

Camila Simiani, estudiante de quinto año y presidenta del Centro de Estudiantes del Nacional Buenos Aires (CENBA) explicó a Marcha que les “llama la atención la actitud del rector Zorzoli, que recién iniciado el cuatrimestre comience su gestión amedrentando a los estudiantes del colegio, como sucedió el lunes pasado cuando se quiso instalar el quiosco ambulante del CENBA y llegó él con otros funcionarios a levantar le mesa y pedir los nombres de los compañeros que estaban ahí. Cuando se negaron les quiso sacar fotos para identificarlos”. Según declaraciones del mismo rector, este justificó haber sacado las fotografías por el alto número de estudiantes que tiene el colegio y la imposibilidad de registrar a cada uno. Luego de este incidente, ya el martes por la noche, se conoció que iba a haber sanciones a los estudiantes por haber sido participes de la toma.

Todo comenzó el 11 de julio pasado cuando estudiantes del Colegio Nacional Carlos Pellegrini tomaron dicha institución en reclamo de un bar y una fotocopiadora “no tercerizados” y a precios “populares” como parte de una campaña para mejorar el acceso a la educación pública y gratuita. Cuando este reclamo tomó mayor relevancia, el CENBA decidió plegarse al planteo que impulsaban sus compañeros del Pellegrini y tomar el colegio bajo las mismas consignas. Llegado el receso invernal, y ante la falta de respuestas, se levantaron las tomas.

Esta semana, cuando retornaron a clases comenzaron a llegar las notificaciones de las autoridades pidiendo sanciones por “impedir el ingreso y egreso del departamento de alumnos, forzando al personal docente a no poder entrar o salir de su puesto de trabajo formando parte de una barricada”, tal como dicen los partes donde figuran las sanciones. Sobre esta en particular, la presidenta del CENBA dijo que “es insólita por dos motivos, por un lado estábamos en una toma del colegio donde jamás realizamos una barricada, y además tampoco mantuvimos a nadie de rehén como expresa la sanción que presentaron”.

Además Simiani agregó: “Nosotros le pedimos que intervengan los órganos institucionales para solucionar el tema del comedor y otros problemas del colegio, pero el rector no quiere convocar estos espacios, los que apostamos al diálogo somos nosotros, pero a cambio recibimos respuestas autoritarias”.

El conflicto en el CNBA continuará la semana que viene, los estudiantes le van a pedir al Consejo Superior  de la Universidad de Buenos Aires (órgano del que depende el colegio) que intervenga cuanto antes para abrir un canal de diálogo en los órganos institucionales, según comentó Simiani. “Seguimos sin tener autorización para hacer asambleas, ni participar de movilizaciones o incluso pasar por cursos. Queremos espacios de debate colectivos y Zorzoli nos los niega constantemente” dijo Amalia Peralta, secretaria del turno mañana, de cuarto año. Por su parte los estudiantes comentaron que además de la movilización, el martes está convocada también una conferencia de prensa.