Repudian la sentencia contra el Lonko Facundo Jones Huala

Por Pedro Medved

Este lunes 17 de diciembre se movilizaron hermanos y hermanas mapuches  junto a organizaciones de derechos humanos, políticas y sociales frente al Consulado de Chile, en CABA,   para repudiar el reciente fallo condenatorio al Lonko Facundo Jones Huala, en Valdivia y entregaron una carta dirigida al cónsul.

Ayer se dieron cita delegados y delegadas de distintas organizaciones junto a hermanos y hermanas mapuches que se autoconvocaron para expresar su solidaridad y repudio al fallo que condenó a Facundo Jones Huala por su supuesta participación en el ataque a la hacienda Pisu Pisué, de Río Bueno, sucedido en el año 2013.

“Sabemos que el trasfondo de este fallo es político por ser un referente mapuche y por reclamar por su derecho como tal, sobre todo por defender la tierra, que las y los poderosos codician”, expresaron en un comunicado dirigido al cónsul. Mientras llaman la atención que mientras Jones Huala es condenado mientras el resto de las y los acusados fueron absueltos en la misma causa.

Kim, la hermana mapuche, integrante de la delegación compartió unas palabras “Mari mari kom pu che, mari mari ka pu wenuy, estamos acá a las afueras del consulado de Chile en Argentina en repudio a la condena de nuestro lonko Facundo Jones Huala.

La comitiva presente en la actividad repudió la injusta condena y señaló como principales responsables políticos a Sebastián Piñera y Mauricio Macri, así como a los magistrados Carlos Flores Valenzuela, Guillermo Olate Arganguiz y Héctor Hinojosa Aubel,  quienes condenaron al Lonko de Lof Cushamen en resistencia sin pruebas concretas que lo sitúen en el lugar.

El representante diplomático de Chile, no se hallaba presente en el lugar, si bien se había anunciado la presencia de la comitiva y los aguardaban un desmedido operativo de seguridad con tres camiones de detención y decenas de policías antidisturbios para amedrentar al grupo de personas que se acercaron a solidarizarse.

Carta del Lonko

En el acto también se leyó una carta que el Lonko envió desde el penal: “un Lonko ha sido condenado. El tribunal oral en lo penal en la ciudad de Valdivia lo condenó por unanimidad por los delitos de incendio y portación ilegal de armas, tras su supuesta participación en el ataque de 2013 a la haciendo Pisu Pisué en Río Bueno.
El poder judicial es cómplice de la criminalización del pueblo mapuche. Hoy han condenado al lonko Facundo Jones Huala sin pruebas. No sirve litigar cuando las sentencias vienen ya escritas, con anterioridad. Macri, Bachelet y Piñera deben estar celebrando. Esta es una condena política.
Siempre listos, no se rindan. Somos la gloriosa milenaria y hermosa nación mapuche. Lo que no nos mata, nos fortalece. Para el mapuche esta vida es una batalla constante. Así será hasta liberarnos y reconstruirnos. Lonko Facundo Jones Huala”.
A continuación la hermana de Facundo prosiguió: “Así que Lamuen, vaya toda nuestra fuerza, nosotros estamos comprometidos en todo el territorio, nosotros nos vamos a levantar. Nosotros vamos a seguir estando, ya le dijimos al cónsul que nosotros vamos a seguir viniendo. Nos van a ver siempre. Vamos a seguir luchando así que ¡Marichiweu!”

Jones Huala

El pueblo mapuche viene reclamando la propiedad ancestral de tierras que ocupan empresarios y corporaciones aliadas al gobierno. La defensa de las tierras esgrimida por corporaciones, fuerzas de seguridad y el poder judicial aliado viene cobrándose vidas de quienes defienden el derecho a la propiedad ancestral a ambos lados de la cordillera. Santiago Maldonado, Rafael Nahuel, Camilo Catrillanca murieron a manos de las fuerzas de seguridad del Estado por defender el derecho a la tierra.

Facundo Jones Huala es el símbolo de estas reivindicaciones y por ello criminalizado. Condenado por una acción ocurrida en el año 2013 en Chile, luego que Argentina hiciera lugar a su extradición en el mes de marzo pasado,  en procesos con graves irregularidades que atraviesan las condenas a uno y otro lado de la cordillera.  La justicia en Argentina procedió al reclamo del país trasandino, en lo que parece constituir una situación ejemplificadora para futuros reclamos por la propiedad ancestral de tierras que detentan empresarios y corporaciones. Isabel Huala, madre de Facundo, expresaba en ese momento que “los mapuches peleamos por nuestros derechos porque somos preexistentes a este Estado que pidió su extradición”.

Tal como se anunció ayer, frente al consulado,  “las acciones de movilización continuarán  ya que el próximo viernes se comunicará la pena y el pueblo movilizado no está dispuesto a quedarse de brazos cruzados ante tanto atropello. La carta fue recibida, nosotros nos vamos a seguir manifestando, nosotros vamos a seguir luchando por nuestro Lamuen”.

El proximo jueves a las 15.30 hs. se convocó a quienes se solidarizan a acompañar la ronda de Madres de Plaza de Mayo Linea Fundadora y el viernes a esperar la sentencia frente a la Embajada de Chile.

Carta de protesta

CABA,  17  de diciembre de 2018

Atención:

Sr. Cónsul General Alejandro Pascual Bravo Förster

Autoridades del Consulado General de Chile en Buenos Aires

Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile

Hacemos llegar mediante la presente nuestra más profunda preocupación por la situación de vulneración de los derechos humanos del Lonko mapuche del Pu Lof en Resistencia de Cushamen Facundo Jones Huala, y repudiamos absolutamente el fallo en el cual se lo ha condenado el pasado 14 de diciembre, en Valdivia, sin tener una sola prueba concreta que siquiera lo ubique en el lugar de los hechos de los cuales se lo acusa. Responsabilizamos a los magistrados Carlos Flores Valenzuela, Guillermo Olate Aranguiz y Héctor Hinojosa Aubel quienes integran este tribunal cegado de racismo y colonialismo.

Este es un escalón más en la persecución que venimos denunciando de distintas maneras ante autoridades nacionales y provinciales de los estados argentino y chileno desde el 2016, siempre acompañadxs por organismos de Derechos Humanos y organizaciones sociales y políticas.

Las acusaciones contra el Lonko Facundo Jones Huala son parte de un juicio político que como es de público conocimiento ya ha absuelto al resto de las y los acusados en la misma causa en Chile, pese a lo cual han solicitado su extradición al gobierno argentino. La misma fue denegada en 2016 por la justicia de este país, pero se lo sometió a un nuevo proceso, que finalmente lo ha entregado a la justicia chilena en medio de una escandalosa operación mediática y judicial en marzo de este año, desoyendo un pedido de la ONU de detener tal proceso.

Se han realizado decenas de movilizaciones y acciones de la sociedad civil en defensa de su no enjuiciamiento, y exijiendo su liberación, pero a cambio solamente se recibió mayor criminalización y represión para el pueblo mapuche y quienes se solidarizan con el mismo, teniendo las más trágicas consecuencias en los asesinatos de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel en 2017, y Camilo Catrillanca el mes pasado, así como un tendal de decenas de procesados/as por manifestarse en ese sentido.

Recordamos que el Lonko esperó su segundo juicio en prisión, sometido a condiciones de vulneración de derechos básicos como el acceso a la salud según los parámetros culturales mapuches, tal como indican las  normas internacionales sobre derecho indígena, y que en las mismas precarias condiciones llegó al actual proceso en Chile.

Esta condena es un nuevo atropello a su integridad y solo busca oscurecer la verdadera causa de su judicialización: ser mapuche en territorio mapuche.

Exigimos que detengan este juicio  a los principales responsbles políticos de esta persecución al Lonko y al pueblo mapuche, ellos son los presidentes Mauricio Macri y Sebastián Piñera.

Exigimos justicia y verdad sobre los asesinatos de Santiago Maldonado, Rafael Nahuel y Camilo Catrillanca.

Exigimos el cese de la persecución al pueblo mapuche y la devolución de sus legítimos territorios.

Notas relacionadas

Facundo Jones Huala: Condenado sin pruebas

Marichiweu Facundo Jones Huala 

Facundo Jones Huala, extradición con represión

Facundo Jones Huala otro juicio contra la misma lucha