Solos y solas

Solos y solas

Crédito @LasRedacciones: la Multicolor frente a Trabajo Nación.

Los trabajadores y trabajadoras de prensa se movilizaron en la mañana de ayer al Ministerio de Trabajo. Reclaman el comienzo de las paritarias y aumentos de emergencia. La conducción de la UTPBA otra vez sola. Marcha dialogó con Patricio Klimezuk, delegado de Telam y militante del Colectivo de Trabajadores de Prensa.

Ya casi a mitad de mayo, y con un mandato vencido desde el año pasado, la conducción de la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA) recién comenzó ayer a discutir la negociación paritaria junto a las cámaras empresarias de medios bajo mediación del Ministerio de Trabajo. La particularidad es que la UTPBA ha excluido de la mesa de negociación a los delegados paritarios electos en los lugares de trabajo, encarando de manera solitaria la negociación y sin haber convenido un pliego conjunto.

Las agrupaciones que conforman la lista Multicolor, opositora a la actual conducción de UTPBA –donde tiene presencia la mayor cantidad de delegados paritarios- se movilizaron en la mañana de ayer para reclamar ante Trabajo ser incorporadas a la mesa. Por este motivo Che Barracas y Marcha pudieron dialogar con Patricio Klimezuk, delegado de Agencia Telam y militante del Colectivo de Trabajadores de Prensa –una de las organizaciones de la multicolor-.

¿La movilización que se está haciendo hoy por estas paritarias retrasadas, no?

-Si como señalas muy retrasadas en el sentido que nuestra negociación colectiva del año pasado reconocía dos escalas, una primera de diarios, agencias y .com y una segunda de revistas.

La primera vencía el 31 de marzo y la segunda el 30 de abril, esto significa que ambas están vencidas y todavía los trabajadores no cobraron ningún incremento salarial. Eso por una parte, en segundo lugar lo que vamos hoy a hacer en el plenario de delegados autoconvocados es denunciar una situación en nuestro sindicato que es que la conducción de nuestro sindicato, la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires ha decidido encarar las negociaciones de este año en forma solitaria sin los delegados paritarios votados en asamblea y desconociendo el mandato de cada una de esas asambleas que indicaba el pliego de reivindicaciones.

Es decir, la conducción queda sola.

-Sola y encarando un marco de negociaciones y con un pliego de reivindicaciones que no sabemos dónde se discutió y que al parecer decidieron entre gallos y medianoches exclusivamente ellos, esta es la situación que vamos a denunciar hoy a las 11 de la mañana en el ministerio de Trabajo, cuando comiencen las paritarias de las que no vamos a formar parte.

¿Cuáles son los puntos que se habían definido en la asamblea de delegados de paritarias?

-Mirá nosotros tenemos un mecanismo que en cada asamblea se vota un pliego de reivindicaciones y después el delegado paritario titular y el suplente concurren a un plenario y allí exponen los mandatos de las diferentes asambleas y se unifican cuando hay diferencias. Se unifican por mayorías o minorías o por unanimidad cuando hay acuerdo. A través de ese mecanismo nosotros habíamos establecido un 40% de aumento salarial, un pedido de aumento de emergencia de 4 mil pesos, habíamos pedido también la unificación de escalas, estas dos escalas que te mencionaba al principio significan que los trabajadores de radio cobren de un 25 a un 30% menos que los trabajadores de diarios, agencias y .com, nosotros queríamos que eso se terminara y que todos cobráramos lo mismo, y también y muy importante en nuestro pliego de reivindicaciones que hoy ya la conducción desconoció y no solo desconoció, sino que en este punto desconoció soberanamente es la fijación de un monto por colaboración.

O sea que la negociación que impulsa la conducción de UTPBA deja afuera, de hecho, a gran parte del colectivo de trabajadores.

-Exacto. Los colaboradores son la parte más precarizada de nuestro gremio, porque trabajan por producto, por producción, cada nota que entregan tiene un valor. Ese valor se decide casi arbitrariamente en cada una de las empresas, y lo que nosotros pretendíamos en la negociación colectiva era fijar un monto mínimo. Esto que habíamos votado en todas las empresas, la conducción decidió dejarlo de lado, y establecer como requisito solamente la comisión para discutir el tema.