¿Por qué brindamos las y los trabajadores de prensa?

Por Tomás Eliaschev* – @TomasEliaschev

Pese a todas las dificultades que por delante tenemos motivos para festejar, la alegría de luchar organizados en un sindicato construido desde las bases que nos permite discutir sobre el rol de la comunicación.

El contexto es difícil: el nuevo gobierno ya dio demasiados gestos de ser servil a los grupos económicos, entre los que se cuentan grupos como Clarín y La Nación, artífices del partido de la “prensa independiente”, una farsa que en estos días se demuestra más irreal que nunca. La concentración persistió, pese al discurso desmonopolizador de la administración saliente. La precarización es moneda corriente y la prepotencia patronal una constante. Las condiciones laborales se complican a medida que los grandes grupos empresariales van conquistando posiciones y creciendo como multimedios. Los patrones de las empresas periodísticas sólo se preocupan por maximizar sus ganancias y ejercer poder de lobby desde sus plataformas mediáticas. No les interesa la noticia ni las personas de a pie que tienen derecho a informarse y a informar. Su angurria económica los lleva convencerse de que los avances tecnológicos impliquen que un mismo trabajador/a haga varias tareas por el mismo sueldo, cada vez más bajo, degradando la calidad periodística. Lo único que importa es el rating, la tirada, la pauta, la operación política. El periodismo está en crisis.

El imperio de los oligopolios de la comunicación hace trizas el oficio periodístico y empeora el día a día de cualquier trabajador/a de prensa. Pese a todas las dificultades, el gremio de prensa de la ciudad de Buenos Aires tiene mucho para festejar. Por eso brindamos, sin dejar de luchar y organizarnos. La consolidación del Sindicato de Prensa de Buenos Aires (SiPreBA) es la buena noticia. Cada vez más trabajadores y trabajadoras de prensa se deciden a participar de la nueva herramienta gremial, que surge desde las bases y que ahora además de legítima, es legal porque ya tiene la inscripción gremial.

Sabemos que las dificultades que nos esperan son enormes. Sin embargo, levantamos la copa para brindar por todo lo construido hasta ahora, que nos augura un camino de unidad. Así se expresó en el brindis realizado por el SiPreBA el sábado 12, donde casi cien compañeros y compañeras de muchísimas redacciones de medios escritos, radiales y televisivos nos dimos cita. El escenario fue la Federación Argentina de Trabajadores de Prensa (FATPREN), en la calle Solis y San Juan. Un logro concreto que ya palpamos: desde que abandonamos la desfalleciente UTPBA hemos empezado a reconstruir los lazos con las y los compañeros de las provincias y a dar los primeros pasos para una lucha nacional unificada. Tato Dondero, secretario general del SiPreBA, y delegado recientemente reelecto de Página 12 fue quien lanzó: “Brindamos porque aunque sabemos que tenemos muchos dificultades para enfrentar por delante ahora estamos unidos y tenemos nuestro sindicato”.

Hacia dónde vamos

La alegría del brindis da fuerza para lo que ya el SiPreBA está encarando: plantarse para enfrentar las amenazas de despidos en La Nación, la patronal pro genocida que tan valientemente denunciaron los compañeros desde adentro del diario. Denunciar el cierre de la revista Pin del Grupo Octubres y a Víctor Santa María, un sindicalista que actúa como empresario explotador y no encuadra a los trabajadores en la categoría que corresponde, es decir prensa. Repudiar la prepotencia patronal del Grupo Olmos que presiona periodistas para que se cambien de razón social, en una maniobra antisindical contra las comisiones internas de Bae y Crónica. Acompañar a los trabajadores de Radio Rivadavia, que enfrentan el pago atrasado de sus sueldos y aguinaldos, además de intentos de despidos. Alzar la voz en todas las redacciones para que se respeten los puestos y las condiciones de trabajo. Y para que nuestro salario no siga depreciándose.

En el Plenario de Delegados/as que hicimos el martes 15 se pasó revista de todas estas luchas. No fue cualquier plenario: es el primero que organizamos desde que tenemos la inscripción simple. Hubo delegados de más de 20 empresas. Y se sumaron los compañeros de Telefé, luego de romper con la UTPBA y afiliarse en masa al SiPreBA. Allí, luego de hacer un rico intercambio de caracterizaciones de la situación, votamos por unanimidad salir a luchar por un bono de fin de año de 6.000 pesos. Además, nos pronunciamos en contra de los ataques a Ley de Medios y a favor de la libertad de expresión.

Un camino de lucha

El sindicato surge desde abajo. Hace un año fue un plebiscito y hace dos meses una asamblea general. Así nació el SiPreBA. Con el impulso que nos dio el reconocimiento del Ministerio de Trabajo hemos pensado en avanzar en un punto imprescindible. La elección de comisiones internas organizadas por el SiPreBA: así se hizo ayer jueves 17 en Infobae, Radio el Mundo, la agencia NA, y al día siguiente en Telefé y radio Splendid. Es otro motivo para brindar: tenemos un sindicato que protege e impulsa a los delegados, apostando a la construcción de base en todas las redacciones. La participación de muchas y muchos compañeros es fundamental. Las Secretarías están abiertas. Mujeres y Géneros organizó, por primera vez, la participación de una delegación de trabajadoras de prensa en el Encuentro Nacional de Mujeres que se hizo en Mar del Plata. Derechos Humanos ya está organizando la participación del SiPreBA en los actos por el 24 de marzo, en el 40 aniversario del golpe militar, para reivindicar a los 117 trabajadores de prensa asesinados por el terrorismo de Estado.

Las y los trabajadores prensa de la Ciudad de Buenos Aires empezamos a recuperar la autoestima y la identidad de clase. Lo resume muy bien Patricio Klimezuk, secretario Gremial de SiPreBA: “El gremio de prensa está de pie para enfrentar a enemigos poderosos y a un contexto difícil. En unidad, y con nuestro sindicato, podemos ganar.”.

Al tener sindicato podemos defendernos cuando nos atacan. Como lo hicimos hace unas horas, ante el brutal ataque que sufrieron trabajadores de Crónica TV que cubrían una protesta de choferes en Tres de Febrero. El SiPreBA se solidariza con María Inés Cristante, Fabián Lema y Matías Carrizo, golpeados por la patota de la UTA con complicidad policial. Hacemos una defensa firme de la libertad de expresión y de nuestro derecho a trabajar en paz. Pero no nos quedamos sólo en nuestros compañeros de prensa: el SiPreBA se pone del lado quienes luchan por sus derechos, contra la precarización y la burocracia sindical. Ese es el camino que es necesario profundizar. Agustín Lecchi, secretario de Organización, lo plantea con claridad: “La instalación y consolidación del nuevo Sindicato de Prensa es una buena noticia para el conjunto del pueblo trabajador. Es un sindicato que luchará por los intereses de los trabajadores de prensa pero que no debe encerrarse en una burbuja a defender una estructura corporativa. Es necesario construir un sindicato solidario con el conjunto de la clase trabajadora, que no sea ajeno a los conflictos sociales que a través de nuestros medios cubrimos día a día, sino que sea parte de ese movimiento popular general y que dé la disputa al interior de las empresas por construir un periodismo al servicio del pueblo, tal como lo demostraron los trabajadores de La Nación”.

 

* Secretario de DDHH de SiPreBA

Bình Luận

Deja un comentario